Copyright © 2017  Diseñado por BufaloDesignWeb para SportSalud. Todos los derechos reservados. C/ Vinaroz, 44. 28002-Madrid. 

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon

Clínica de Adultos e Infanto-Juvenil:

  • Trastornos de ansiedad.

  • Trastornos del estado de ánimo.

  • AdiccionesTrastornos de personalidad.

  • Trastornos de conducta.

  • Trastornos de alimentación.

  • Dificultades en el área de la sexualidad.

  • Terapia de pareja.

  • Terapia familiar.

 

Grupos/ Talleres:

  • “Mi propósito de año nuevo: quiero dejar de fumar”.

  • “¿Por qué no consigo adelgazar?”.

  • “Cómo mejorar mis relaciones sexuales”.

  • Entrenamiento en Habilidades Sociales.

  • Escuela de padres: prevención e intervención en conductas de riesgo, gestión de conflictos, habilidades de negociación, establecimiento de normas y límites.

 

Psicología jurídico-forense:

  • Incapacitaciones en casos de deficiencias persistentes de carácter psíquico.

  • Incapacitaciones en el ámbito laboral.

  • Patria potestad, cambios o retirada de guarda y custodia, establecimiento de régimen de visitas para el progenitor no custodio y modificación de medidas en régimen de visitas

  • Evaluación de las capacidades volitivas e intelectivas.

  • Estudio de la credibilidad del testimonio en casos de abuso sexual infantil.

  • Valoración de lesiones y secuelas psíquicas en casos de violencia.

 

Un perito psicólogo es un tercero en el proceso judicial ajeno al objeto de debate, que es llamado al procedimiento por estar en posesión de conocimientos científico-técnicos de la materia de la que es experto. La declaración técnica del objeto de debate emitida por el perito se denomina peritación o peritaje.

 

Por tanto, conforme a la definición de perito psicólogo, la denominación de Psicología Forense, Jurídica o Legal, se refiere a la aplicación de los conocimientos científico-técnicos y profesionales del psicólogo, como experto conocedor en la materia, dirigida a todos los órganos jurisdiccionales. La Psicología Forense es una disciplina relativamente joven, que engloba tanto la Psicología clínica como la experimental, comprometida con la investigación, desarrollo y aplicación de métodos científicos, actualizados y validados internacionalmente y, orientada, en este caso, hacia la comunicación de las conclusiones obtenidas a través de un completo estudio del estado mental para su aplicación en el ámbito legal.

 

Dentro de las distintas formas de aparición de un perito en la escena judicial, existe la figura del perito contratado libremente por cualquier ciudadano. Esta modalidad se plasma al amparo de un contrato privado, pudiendo rehusar del encargo profesional por multitud de circunstancias, denominándose en este caso “perito de parte”. En general, los posibles destinatarios de los servicios de una pericial privada son: abogados en ejercicio, compañías aseguradoras y particulares en general. Un juez no busca simplemente un mero “entendido en la materia”, sino un profesional que sea capaz de demostrar con apoyo científico las conclusiones a las que ha llegado, que tenga capacidad para hablar en público, poder de convicción y, que aporte seguridad y rigor a sus afirmaciones.

 

Una vez aceptado el cargo (previo estudio de viabilidad del caso) y formalizado el compromiso, el siguiente paso es la recogida de datos para la elaboración de la historia clínica, la aplicación de las técnicas de psicodiagnóstico, una exploración psicopatológica completa y el juicio diagnóstico avalado y respaldado por los resultados objetivos, sujeto al acuerdo de criterios internacionales.

 

Los tres pilares básicos sobre los que ha de fundamentarse un servicio profesional con el mayor grado de garantía ética son los siguientes: máxima calidad a través de una continua formación, el conocimiento y el entrenamiento en la materia; imparcialidad, que subyace a la ética deontológica (reglamentada), la objetividad y la antitendenciosidad; y por último, el firme compromiso con el cliente, la justicia y el gremio profesional.

 

Especial mención requieren los tres ejes en los que se vertebra la Ciencia: describir (variables implicadas en el fenómeno), explicar (cómo se relacionan entre ellas) y predecir (pronóstico amparado en evidencias empíricas y correlatos estadísticos, que afinan con alta fiabilidad la evolución de multitud de cuadros psicopatológicos).

 

Para que las pruebas psicométricas y proyectivas sean útiles en su aplicación clínica deben reunir los siguientes requisitos: ser fiables (consistencia y estabilidad de resultados), válidas (que midan lo que pretenden medir) y sensibles (capacidad discriminativa).

 

El psicólogo perito ha de desarrollar la capacidad para extrapolar el lenguaje técnico y especializado de la profesión a una terminología comprensible, con el objetivo de ilustrar al profano en la materia sin sacrificar un ápice de rigor científico.

 

Bajo ninguna premisa las actuaciones del perito deben incurrir en la mala práctica (mala praxis) del ejercicio profesional. La mala praxis no sólo afecta al psicólogo que emite el informe pericial, sino a todo el gremio profesional, ya que es inevitable la tendencia a la generalización. Por tanto, es de vital importancia seguir una línea de trabajo y elaborar un informe con garantías éticas y científicas, respetando el Código Deontológico del Psicólogo. Los errores más frecuentes son: el uso de metodología obsoleta, la mala interpretación de las pruebas psicométricas aplicadas, exploración psicopatológica incompleta, contradicciones en las descripciones, afirmaciones no respaldadas por los resultados obtenidas, conclusiones basadas en juicios de valor personales y/o carencia de lenguaje científico adecuado.

 

Principales ámbitos de aplicación

 

Derecho Civil:

  • Tutela e incapacitación del adulto que pueda presentar deficiencias persistentes de carácter psíquico que le impidan gobernarse por sí mismo.

  • Baremación de secuelas psíquico-orgánicas tras accidentes de tráfico, traumatismos craneoencefálicos… Exploración de deterioro cognitivo.

  • Internamiento psiquiátrico involuntario.

  • Laboral: disminución del rendimiento del trabajador, valoración de secuelas psíquicas de accidentes de trabajo, riesgo para la salud mental del trabajador derivados del desempeño habitual de la actividad laboral, incapacitaciones laborales, acoso laboral, neurosis de renta.

 

Derecho de Familia:

  • Patria potestad.

  • Cambios o retirada de guarda y custodia en los casos de abusos, malos tratos, abandonos, síndrome de alienación parental…

  • Evaluación de la sana y adecuada capacidad de vinculación materno/paterno-filial y estudio del funcionamiento familiar.

  • Establecimiento de régimen de visitas para progenitor no custodio y modificación de medidas en régimen de visitas.

  • Tutela y curatela.

  • Informes sobre adopciones y acogimiento familiar, respecto a las necesidades de adoptantes y adoptados.

  • Causas de divorcio (alteraciones mentales o comportamentales en uno o ambos cónyuges, miedo, coacción o presencia de trastornos mentales en el momento del consentimiento matrimonial).

 

Derecho Penal:

  • Culpabilidad o exención en la comisión de un delito o falta tipificado por el Código Penal. Se trata de determinar si durante el transcurso de los hechos, la persona se encontraba en plena capacidad de entender y obrar. Evaluación de las capacidades volitivas e intelectivas.

  • Procedimientos relacionados con menores: infracciones, responsabilidad ante un acto, valoración de las medidas de intervención adecuadas al caso.

  • Abuso sexual infantil. Estudio de la credibilidad del testimonio.

  • Violencia en el entorno doméstico. Valoración de posibles lesiones y secuelas psíquicas.

  • Beneficios penitenciarios: evaluación del estado mental del penado, análisis de factores de riesgo, pronóstico de reincidencia y grado de peligrosidad.Entrenamiento personal